viernes, 30 de mayo de 2014

Publican primera foto de la bebé de Meriam, la mujer cristiana condenada a muerte en Sudán


LONDRES, 30 May. 14 / 11:04 am (ACI ).- El diario británico The Daily Mail difundió la primera foto de Maya, la recién nacida hija de Daniel Wani y Meriam Ibrahim, quien se encuentra encarcelada en una prisión de Sudán, condenada a muerte tras una falsa acusación de apostasía contra el Islam.


En otra fotografía, se puede observar a Daniel Wani sosteniendo a la pequeña Maya, nacida el 27 de mayo en una clínica al interior de la Prisión Federal de Mujeres Omdurman, al norte de Jartum, la capital del país.


En declaraciones a la prensa, Daniel reveló que durante el parto, las autoridades penitenciarias “mantuvieron una cadena en sus piernas. Ella está muy molesta por eso”.


Tras el parto, a Daniel le negaron el permiso de ver a su hija recién nacida, pero finalmente pudo hacerlo al día siguiente, junto al abogado de Meriam. Entonces, el letrado pudo retirarle las cadenas puestas en las piernas de la mujer sudanesa.


Daniel aseguró además que “fue maravilloso ver a mi bebé. Estoy muy feliz”.


Meriam, de 27 años, fue condenada a muerte tras ser acusado de renunciar al Islam por tres personas que fraudulentamente aseguraron ser sus hermanos y su madre. La joven asegura ser cristiana, y haber sido criada como tal por su verdadera y fallecida madre, luego de que su padre musulmán las abandonara cuando ella tenía solo 6 años.


Las autoridades islámicas la condenaron además a 100 latigazos por el delito de adulterio, pues su matrimonio con Daniel Wani no es reconocido como tal bajo la ley musulmana.


Tras ser advertida por un religioso musulmán del peligro para su vida y luego de habérsele ofrecido volver al Islam, Meriam aseguró que "soy cristiana y seguiré siendo cristiana".


En una de las visitas que realizó Daniel a la prisión, Meriam le dijo que “me rehúso a cambiar. No voy a renunciar al cristianismo solo para que pueda vivir. Sé que podría seguir viva convirtiéndome en musulmana y sería capaz de velar por nuestra familia, pero necesito ser honesta conmigo misma”.


Meriam se encuentra encarcelada junto a su hijo mayor Martin, de casi dos años. Las autoridades no quisieron entregar al menor a Daniel, pues consideran que el niño también es musulmán.


A través de la plataforma CitizenGO, se ha presentado una campaña exigiendo la liberación de Meriam, y hasta el momento se han conseguido más de 220 mil firmas. Para firmar, puede ingresar a: http://ift.tt/S03hPQ


Etiquetas: cristianos perseguidos, Sudán, Mujer, Meriam



No hay comentarios.:

Publicar un comentario