lunes, 30 de marzo de 2015

Mons. Munilla recuerda el drama de los cristianos perseguidos


MADRID, 30 Mar. 15 / 08:27 am (ACI ).- La diócesis de Guipuzcoa celebra anualmente una marcha desde Oñati (Guipúzcoa) hasta el santuario de Aranzazu en la que en este año se ha tenido especialmente presente a los cristianos perseguidos bajo el lema 'Misericordia sin límites'.


Antes de comenzar la caminata, el Obispo de San Sebastián ha denunciado "el drama de los cristianos perseguidos" en Oriente Medio y "la situación límite en que se encuentran" ante la indiferencia de Europa.


Mons. Munilla recordó que en Irak hay zonas en las que después de 1.800 años de historia cristiana, esta Navidad ha sido la primera "en la que no ha habido ninguna celebración cristiana en el Valle del Tigris y en Mosul".


Según ha apuntado Europa Press, el Obispo ha afirmado: "Los judíos tienen el respaldo de Estados Unidos, los musulmanes de los Estados Islámicos del Golfo Pérsico. ¿Y a nosotros quién nos defiende?".


Una vez en el santuario de Aránzazu, Mons. Munilla también ha destacado que esta subida a Aránzazu coincide con el V Centenario del nacimiento de Santa Teresa una coincidencia que según precisa "debemos de interpretarla como una invitación a familiarizarnos con el legado de la espiritualidad teresiana".


También ha subrayado que con frecuencia se recurre a "fuentes orientales, ajenas a nuestras raíces cristianas" sin apreciar "los tesoros de espiritualidad que tenemos cerca de nosotros". Por eso manifestó su deseo de que el 500 aniversario de la Santa de Ávila "despierte en nosotros el hambre y la sed por conocer y profundizar en la riqueza espiritual que encierran sus obras".


"También los tiempo de Teresa fueron 'tiempos recios', como los nuestros", por eso el Prelado recordó la importancia de ser "amigos fuertes de Dios para sustentar a los flacos", como decía la Santa y animó a "prestar nuestra atención a los temas graves de la vida, sin perdernos en pequeñeces y naderías".


Mons. Munilla también apuntó que la espiritualidad de Santa Teresa de Jesús "conecta de forma llamativa con la de nuestro patrono, San Ignacio de Loyola", que aunque fueron coetáneos no llegaron a conocerse personalmente.


Etiquetas: cristianos perseguidos, peregrinación, Iglesia en España, Mons. Munilla



No hay comentarios.:

Publicar un comentario